<p style="" margin:0;padding:0;border:0;""> <img src="" https: a2.adform.net Serving TrackPoint ?pm="1464947&amp;ADFPageName=MX_Pulpomatic_Categoria_Blog_180917&amp;ADFdivider=|&quot;&quot;" width="" 1"" height="" alt="" "">

Rendimiento, ¿qué es y cómo se calcula?

31/10/19 17:42 / by Blanca Martín

volkswagen-569315_1920

El rendimiento de un vehículo en cuanto al consumo de combustible es la cantidad de kilómetros que puede hacer con un litro de gasolina, aunque generalmente se suele expresar como la cantidad de litros que consume a los 100 kilómetros.

Es importante saber cuál es el rendimiento de gasolina por kilómetro porque este coste variable es una partida de gastos muy importante en una empresa con flota de vehículos. La eficiencia de los medios de transporte es determinante para otras políticas de gestión de flota como:

- la política de adquisición: optaremos por comprar vehículos más eficientes.

- la política de sustitución: intentaremos dar salida de la flota prioritariamente a los vehículos que más consuman.

- la política de precios: la competitividad de la empresa y la elaboración de presupuestos dependerán de qué sepamos cuáles son nuestros costes con la mayor exactitud posible.

¿Cómo calcular el rendimiento de combustible?

Para calcular el rendimiento de combustible de un vehículo tenemos que tener como máxima que mientras mayor sea el rango de tiempo y el número de cargas de combustible que tomemos como base para nuestro cálculo, el resultado será más preciso.

Para ello necesitamos establecer un sistema de gestión de combustible en nuestra flota para saber cuáles son los consumos de combustible de cada una de nuestras unidades. Conocer esto es imprescindible para tener un sistema eficaz de control de combustible.

Un sistema avanzado de gestión de combustible debe poder dar datos de consumo en función de una tipología diferente de recorridos, cargas, etc. Cuanto más preciso sea el cálculo tendremos una gestión más eficaz del control de consumos de combustible.

Para empezar a controlar los consumos de combustible tenemos que partir de averiguar cuánto consumen cada uno de los vehículos que la componen, para poder saber cuáles son sus rendimientos.

Tenemos que anotar cada uno de los repostaje que hagan los vehículos. Anotamos los litros repostados y los kilómetros que marca en ese momento el tacógrafo o el cuentakilómetros. Cuando hagamos el siguiente repostaje, veremos los kilómetros que ha recorrido el vehículo con los litros que pusimos en el anterior repostaje. Para que sea más exacto llenaremos los tanques por completo para saber cuántos litros ha gastado el vehículo entre repostajes.

La fórmula sería:

Km recorridos = Km del repostaje actual - Km del anterior repostaje

Teniendo el dato de los kilómetros recorridos, tenemos que aplicar otra segunda fórmula para obtener la media de consumo de litros cada 100 kilómetros. Que se expresaría así:

Consumo (litros /100 km) = (litros repostados x 100) / km recorridos

Es imprescindible para que este sistema de cálculo funcione que el conductor o el responsable de flota anote los litros repostados y los kilómetros recorridos según marca el vehículo. También es importante anotar las fechas y la matrícula del mismo para tener la información más ordenada. Esto es lo que se conoce como parte de repostaje.

Si el repostaje se hace en surtidores dentro de la propia empresa, el encargado del surtidor deberá hacer el correspondiente parte de repostaje cada vez que se llene un vehículo. Al final del día deberá entregar al gestor de flotas todos estos partes de repostajes.

Un parte de repostaje habitual, debe pues contener los siguientes datos:

*Matrícula de vehículo

*Conductor

*Tacógrafo / cuentakilómetros

*Litros

*Fecha y hora de repostaje

*Lugar del repostaje

Tabla de rendimiento de combustible

El responsable de gestión de la flota debe anotar toda la información contenida en los partes en una tabla de rendimiento de combustible. Esta tabla puede ser llevada a un programa especial de gestión de flotas.

Con un software especializado podremos hacer un seguimiento de los consumos de combustible de cada vehículo y analizar los datos sobre las variables de gastos según las rutas o según el conductor, etc. Así, tendremos toda la información ordenada de los consumos de todas la flota.

El responsable de flota debe anotar diariamente en la tabla todos los partes de repostaje. Periódicamente, cada mes o cada dos meses como máximo, sacará los informes de consumo y las comparativas de rendimiento de gasolina por kilómetro de los diferentes vehículos.

Si la flota es muy numerosa esa frecuencia para extraer los informes se puede reducir, y hacerlos semanalmente o quincenalmente. La idea es tener una información lo más fácil posible de interpretar, para poder detectar posibles desvíos o consumos anómalos en un vehículo.

Establecer objetivos de consumo de combustible

Analizando la información que tenemos anotadas en nuestras tablas de rendimiento de combustible podemos establecer objetivos de consumo para cada vehículo. Lo que hacemos es fijarnos en los consumos medios y los consumos ponderados de cada uno de los vehículos y fijamos un límite máximo de gasto de combustible.

Si vemos que se superan esos límites podemos analizar cuál puede ser el motivo: mal mantenimiento del vehículo, mala conducción, posibles fraudes, etc.

New call-to-action

Fijar objetivos de reducción de consumo también puede ser interesante porque repercutirá directamente en mejores resultados económicos de nuestra empresa.

Como ves, es esencial que toda empresa que cuente con una flota de vehículos lleve a cabo un control del rendimiento de gasolina por kilómetro de sus transportes. Solo así podrá establecer unos objetivos de rentabilidad y analizar los datos para poder alcanzar sus metas.

 

Blanca Martín

Written by Blanca Martín

Suscríbete a nuestro blog

Lists by Topic

see all